Año 4 - Edición Digital - Jueves 23 de Noviembre de 2017 - Añelo - Neuquén - Patagonia - Argentina
Actualidad | Inversiones | Gremiales | Sociedad | Internacional | Policiales | Política | Cultura | Opinión | Correo Lectores | Editorial
ACTUALIDAD
  jueves | 13-07-2017 | 13:13 | Tiempo de lectura 02:45 (550 palabras)
Avanza la licitación para el plan del tren a Vaca Muerta

La construcción está planificada en cuatro tramos. El último es una nueva traza a construir en un sector de 85 kilómetros que va desde Contralmirante Cordero hasta Añelo y que demandará una inversión de 150 millones de dólares.

De no mediar contratiempos, el Ministerio de Transporte de la Nación lanzará en el mes de septiembre la licitación para la creación del tren a Vaca Muerta, en un proyecto estimado en 530 millones de dólares que comprende el mantenimiento de tramos de vías ya existentes, la creación de nuevas trazas y el cambio integral de otras. Sólo en el sector que va desde Cipolletti a Añelo se prevé invertir 180 millones de dólares.

Según la presentación que el ministro Guillermo Dietrich realizó en la reunión organizada por la Asociación Empresaria Argentina (AEA) la obra demandará una inversión de 50 millones de dólares en la primera etapa que corresponde a los 20 kilómetros iniciales que vincularán el puerto de Bahía Blanca con la localidad.

Luego sigue el segundo tramo que es el más extenso. Son 540 kilómetros de la actual traza del Ferrocarril Roca que deberán ser mejorados, en un sector concesionado a la firma Ferrosur Roca, que deberá ser acondicioando para soportar cargas aún más pesadas.

El presupuesto inicial para esta etapa alcanza los 300 millones de dólares y se extiende hasta la actual estación de Cipolletti, de donde partirá el tercer tramo que renovará el tendido de vías que unen esa localidad con Contralmirante Cordero, todo dentro del mapa de Río Negro.

Si bien en el sector se repararon los faltantes de rieles y durmientes por una presentación judicial, la vía cuenta con décadas de desuso lo cual puso en dudas su aptitud para el transporte de cargas. Este tercer tramo tiene una extensión de 30 kilómetros y demandará una inversión de 30 millones de dólares.

Otro de los problemas es que en varios kilómetros los asentamientos informales han avanzado sobre tierras que pertenecen al ferrocarril y que para garantizar la seguridad de las cargas y las personas, deberán ser relocalizados.

El cuarto y último tramo es una nueva traza a construir, en una zona en donde nunca pasó un tren. Se trata del sector que va desde Contralmirante Cordero hasta Añelo, ya en Neuquén y prácticamente en la puerta de los principales desarrollos de Vaca Muerta, se indicó en la nota publicada por el diario “Río Negro”.

Son 85 kilómetros de nuevas vías que demandarán una inversión de 150 millones de dólares, dado que el sector tiene la particular dificultad de tener que cruzar el río Neuquén.

El objetivo de la licitación, que se espera abrir en los primeros días de diciembre, es que la obra esté finalizada en no más de cuatro años, las expectativas apuntan a que ese plazo se reduzca a 36 meses y permita movilizar al menos en su primer año de operaciones 1,5 millones de toneladas, en especial de arenas de fractura.

Actualmente estas arenas llegan a través de una red de distribución basada fundamentalmente en camiones, pero con la puesta en marcha de un tren de cargas se espera que los costos de las operaciones se reduzcan considerablemente, incluso se especula con un ahorro de casi el 10% en cada perforación.
(20170713131301) | Tiempo de lectura 02:45 (550 palabras)

Pulse aquí para ir a la noticia anterior.   

Acceso
Todos los derechos reservados, prohibida la reproducción total o parcial sin la correspondiente autorización.

Creación del sitio 01/03/2014 - Desarrollado por Editorial Patagonia Activa ® 2003-2017 - Tiempo: 0.0295 segundos. (7k)